Pensaban que estaba atropellado y nada; lo aventaron de un taxi y se quedó dormido

Una persona en estado de ebriedad terminó la parranda tirado en la vía pública después de ser arrojado de un taxi en el cual andaba en compañía de una pareja.
“Chuy”, de 56 años de edad, refirió que se encontraba en un bar ubicado en el 4 Guerrero.
Posteriormente abordó un taxi en compañía de un joven y una dama, y terminó la parranda cuando lo aventaron del taxi.
Al reportarse al 911 una persona presuntamente atropellada en el crucero de Avenida del Estudiante y bulevar Guadalupe Victoria al lugar acudieron paramédicos de Cruz Roja Mexicana a bordo de la ambulancia 318.
Después de ser valorado por los técnicos en urgencias médicas se determinó que dicha persona que fue encontrada tirada en el piso no presentaba lesiones, por lo que no fue necesario trasladarla a un hospital.
Cabe señalar que los técnicos en urgencias médicas de Cruz Roja mandaron a su casa a dicha persona a bordo de un DiDi.